¡QUE NO TE LA DEN CON QUESO!

 

Fuente: http://www.elgrancatador.com/2008/03/26/guia-de-vinos-y-quesos

La procedencia del dicho ¡Qué no te la den con queso! parece que tiene que ver con la picaresca de las antiguas tascas y bodegas que  tenían por costumbre agasajar a sus clientes con una tapa de queso cuando pedían una botella de vino para llevar.  Dicen que sobre todo lo hacían cuando el vino era malo y, de esa manera, conseguir que los catadores quedaran satisfechos.  Cuando estos volvían a casa con la botella y lo cataban sin el queso… se daban cuenta del engaño.  De ahí !Qué no te la den con queso!

Lo cierto, es que marida muy bien con el vino.  Y lo verdadero, es que  actualmente tomar queso, antiguamente un alimento vulgar y propio de campesinos, se ha convertido en un verdadero placer.  Hoy en día encontramos piezas que son verdaderas  delicatesen y satisfacen a los paladares más exigentes. Pero,  ¿Qué ocurre si somos queseros, pero somos intolerantes a la lactosa y/o alérgicos a  la leche?  No nos vamos a quedar con las ganas de disfrutarlos…

En el mercado existe una amplia oferta de alternativas.  Exquisitos quesos edam, emmental, gouda, fetta, mozarella, brie, mascarpone, etc en diferentes formatos: crema, rallado, loncheados y en piezas. Quesos que,  gracias a su proceso de elaboración, permiten a las personas con intolerancias a la lactosa y alergia a la leche su consumo sin ningún riesgo.  Por lo tanto, no hace falta renunciar a una importante fuente de calcio que nos proporcionan los quesos ni de su delicioso sabor. Hay personas que toleran una cantidad mínima al día o que toleran algo de lactosa; incluso para las que deben prevenir al 100% su consumo, existen quesos cuyas fórmulas prescinden totalmente de la lactosa y son ricos en calcio. 

Un poco de pan, una bandeja con diferentes quesos, y una copa de vino y buena compañía, ¿A quién no le apetece?

 

Tags: , ,

Comentarios

You must be conectado como to post a comment.